Prensa: Tinta & Pixels

Si os gusta estar bien informados y sois amantes de la prensa escrita más tradicional, entonces no podéis perderos las recomendaciones que hoy os traigo.

La primera de ellas es Kiosko.net, que haciendo honor a su nombre, pretende ser un espacio desde el que poder conocer, de un solo vistazo, lo que nos traen las portadas impresas de los principales diarios a nivel nacional e internacional.

En una línea parecida va Eufeeds.eu, que también nos ofrece un resumen del contenido de los diarios europeos más importantes, pero centrándose en este caso en las ediciones digitales de dichos periódicos, con actualizaciones cada veinte minutos.

Por último, la web más polémica de todas y posiblemente también la más conocida, YouKioske. Este sitio nos permite visualizar online las ediciones completas de las principales publicaciones del panorama editorial. Aquí podéis encontrar prácticamente de todo, diarios deportivos, periódicos generalistas y sobre todo revistas, muchas revistas. La página funciona además como un agregador en el que los usuarios pueden votar sus contenidos favoritos lo que le aporta un cierto aire “social”. En cuanto al escabroso tema de los derechos, debo decir que en realidad YouKioske no aloja ningún tipo de material, tan solo enlaza a contenidos subidos por los usuarios de páginas de alojamiento de publicaciones como Issuu.com, así que mientras nadie diga lo contrario, está dentro de la legalidad.

Anuncios

Webs Recomendadas: dipity

Hoy os traigo una recomendación bastante original, se trata de “dipity“, una web que nos ofrece la posibilidad de crear todo tipo de “timelines”, “cronogramas”, o como queráis llamarlos.

Vale ¿pero que es un timeline?, pues aunque suene un poco exótico un timeline no es más que un gráfico de tiempo en el que se muestran, de forma lineal, diferentes sucesos asociados a una serie de fechas. Seguro que muchos de vosotros recordareis haber hecho alguno para el cole cuando erais peques. Pues bien, con dipity podéis crearlos pero con un “toque” de modernidad, es decir, incluyendo enlaces, fotos o vídeos relacionados. La verdad es que una herramienta muy completa y con ella se pueden conseguir gráficas muy “resultonas”

Como creo que es más fácil verlo que explicarlo a continuación os dejo un par de ejemplos para que os hagáis un idea de como funciona dipity:

Enlace: www.dipity.com

La maquina del tiempo

Ya lo decía el bueno de Einstein: “¡¡chico, el tiempo vuela cuando te lo estás pasando bien!!” y la verdad es con internet todos estamos divirtiéndonos mucho. Eso está muy bien, pero claro, cuando te quieres dar cuenta han pasado tres lustros y de repente te das cuenta de que “La Red” ha cambiado y ya no tiene nada que ver con sus inicios. ¿Qué fue de las conexiones telefónicas por modem que se cortaban cuando alguien te llamaba o de la ADSL de 256 kbs? y lo que es más importante ¿Qué fue de todas aquellas webs que visitábamos hace años? ¿desaparecieron? ¿se perdieron?. Pues si..y no.

Existe un lugar que se ha propuesto preservar la historia de internet para mostrárselas a las próximas generaciones (y de paso hacernos sentir un poco más viejunos a los de la actual), ese gran almacén de la web es:  The Internet Archive. Se trata de una organización sin animo de lucro, creada en 1996 inspirada (ahí es nada) en la Biblioteca de Alejandría y cuyo objetivo es preservar el conocimiento humano en la red. Para ello, esta organización lleva más de una decada guardando una copia de (casi) cada página de internet, lo que nos permite mediante una sencilla búsqueda, consultar cómo eran tiempo atrás y cómo han ido evolucionando o en el peor de los casos, desapareciendo.

Creo que la mejor manera de que os hagáis una idea exacta es mostraros algunos ejemplos:

Podríamos comenzar con un vistazo a cómo era yahoo España en 1998:

www.yahoo.es allá por 1998(Aquí podéis comparar con la versión actual. Y aquí podéis ver otros años)

Otro buen ejemplo puede ser Terra.es , que lucía así de bien en 1999:

Terra en su juventud (antes de la burbuja de las .com)

Otro por el que han pasado los años es el proveedor de internet Arrakis (al que le tengo un especial cariño) y que en 1996  tenia estas pintas:

aunque sin duda lo mejor de Arrakis es consultar sus tarifas de 1996 (por supuesto…en pesetas)     🙂

Para finalizar os dejo un video de una aplicación que está desarrollando Adobe llamada Zoetrope y que, basandose en un concepto parecido al de The Internet Archive, nos permitirá “rebobinar” una web o una parte de alla mientras navegamos.

 

PD: Os recomiendo que os deis una vuelta por Internet Archive y si encontráis algo divertido dejad el enlace en los comentarios.

Webs Recomendadas: Chartle.net

ChartleLlevo unos días algo liadillo y no he tenido muchas oportunidades de postear, pero como no me gusta dejar tanto tiempo de lado mis quehaceres blogueros, me tomaré un instante para dejaros una pequeña recomendación. Se trata de una web que me encanta,  su nombre es chartle.net y nos ofrece la posibilidad de crear  online todo tipo de gráficas, que más tarde pueden ser incrustadas fácilmente en cualquier otra página. Sin duda lo que más me llama la atención de esta herramienta es su potencia, y es que gracias a Chartle, podemos crear no solo las clásicas gráficas de barras o tartas sino también organigramas, mapas estadísticos o gráficas dinámicas. La web no pide registro para utilizarla, tan solo es necesario hacerlo si no deseamos que nuestras gráficas sean visibles para el resto de usuarios. En este último caso, podemos utilizar una cuenta de Google para identificarnos y acceder a todas opciones que nos ofrece Chartle.

En definitiva, una web curiosona a la que merece la pena echarle un vistazo.

dirección: www.chartle.net

Proyecto Tor, mejorando nuestra privacidad en la Red.

top-leftAnda últimamente la cosa un tanto revuelta con el asunto de la neutralidad de la Red y por el supuesto control que desde diversos frentes (políticos y empresariales) se pretende ejercer sobre lo que por Internet circula.

Hasta ahora, La Web ha conseguido mantener un aceptable grado de independencia, convirtiéndose en un espacio abierto, una tribuna libre desde la que cualquiera de nosotros puede expresarse en el sentido y la forma que desee. No obstante, creo que tenemos que comprender que nuestra visión de la libertad en la Red, viene determinada por nuestro “status offline”  de ciudadanos de un país democrático, en el que gozamos del derecho a la libertad de expresión. Por desgracia, este es un derecho menos extendido de lo que a la mayoría nos gustaría (y posiblemente más de lo que otros desearían), lo que puede llegar a convertir la publicación, en un deporte de riesgo para algunas personas. Este es el caso, por ejemplo, de ciudadanos de dictaduras, periodistas, o simplemente de personas que desean realizar cualquier denuncia publica sin temor a represalias. En estos casos, el anonimato se convierte en una necesidad vital y aquí es donde entran en juego herramientas como el Proyecto Tor, un sistema que conocí el otro día a través de un artículo en la Technology Review del MIT y que permite ocultar el origen de una comunicación online.

El proyecto Tor funciona como una red anónima distribuida que dificulta el análisis de nuestro tráfico de datos por parte de terceros, no se trata por tanto de encriptar los datos enviados, como hacen otros sistemas, sino de ocultar su punto de origen (nuestro equipo en este caso). La web del proyecto contiene una explicación muy completa del funcionamiento del sistema, afortunadamente está escrita en términos accesibles para cualquier mortal, sin necesidad de ser un experto en telecomunicaciones o un genio de la criptografía. Entre los patrocinadores del proyecto podemos encontrar a Google, Human Rights Watch y a la siempre inquietante DARPA.

La verdad es que si le he dedicado esta entrada al proyecto Tor, ha sido sencillamente por que me ha resultado un desarrollo “curioso”, aunque espero, sinceramente, que nunca tengamos que cambiar esa etiqueta por la de “habitual”. Podría ser un mal presagio.

Sobre la naturaleza de los blogs

En plena busqueda de mi propia identidad bloguera, me encuentro con el interesante articulo de José Luis Orihuela, “Qué son los blogs y cómo dejar de confundirlos con otra cosa”, cuya lectura recomiendo.

El articulo está construido a modo de decálogo con el que el autor nos ofrece su visión personal sobre qué son y qué no son los blogs. Al leerlo, uno puede coincidir en mayor o menor medida con el punto de vista del Sr. Orihuela, pero hay que admitir que todos todos los puntos tocan aspectos interesantes sobre la naturaleza de los blogs, sirviendo como punto de partida para el debate.

Personalmente me resulta muy interesante el punto nueve “Los blogs no son un monólogo, son una conversación”, en el que se pone de manifiesto el valor de la “conversación” entre blogs, construida entorno a enlaces y referencias cruzadas que no hacen más que enriquecer el mensaje. Esta actitud de la blogosfera contrasta con la tan traída y llevada polémica entre Google y algunos periódicos a cuenta de “Google News” ( o del nuevo Google Fast Flip) y su forma de enlazar contenidos.

Para finalizar me quedo con una cita del texto de J.L. Orihuela:

“Un blog es la proyección de una persona en la red, es una identidad que se va construyendo y expresando con retazos (enlaces, textos, vídeos, imágenes). Los blogs son personas que nos proponen una conversación.”